`High-End Vibes with Bentley Marbella´se da cita en Chambao

    El nuevo micro-evento de la compañía para Sotogrande, garantiza vivir una experiencia única y personalizada a los amantes de la automoción de la mano de Bentley, en colaboración con VDS 

    Por Reyes Seijas

    El desarrollo de eventos de la temporada ha comenzado en Sotogrande. La primera cita importante viene de la mano de Bentley Marbella, que a principios de julio cita a su “comunidad de entusiastas” para formar parte de `High-End Vibes with Bentley Marbella´ en Chambao. Un acontecimiento ineludible coordinado por VDS (Victoria Design Solutions), donde vivir una experiencia única y conocer de la mano de los mejores expertos lo último del mercado automovilístico del lujo y premium. 

    Estilo de vida y producto VIP concurren en un encuentro enfocado a la exclusividad, que ofrece al cliente una experiencia totalmente personalizada en grupos reducidos y que contará con presentaciones privadas, pruebas de conducción, aperitivo o cena, entre otros detalles cuidados al máximo. 

    El grupo C. de Salamanca en Marbella cuenta con unos 120 eventos realizados en los últimos 6 años, desde que se centralizó en Marbella el departamento de marketing. `High-End Vibes with Bentley Marbella´ es una muestra más de la senda que ha seguido el grupo en los últimos tiempos y que les  posibilita alcanzar objetivos primordiales para la marca, como dice Alejandro Terroba (Marketing & PR Manager), “nosotros lo que queremos es conocer a nuestra gente en la distancia corta, gestionar comunidades y hacer grupos de entusiastas fieles a nuestro grupo”. Porque como decía el representante de la compañía, “cada experiencia tiene su nombre y apellido, hacemos eventos para hedonistas y para gente que valora el producto noble, de herencia y artesanal, que son los coches que nosotros vendemos”. 

    Los amantes de la automoción de lujo y premium podrán ver en Chambao dos modelos híbridos de Bentley Motors, además de una representación de toda la gama: Continental GT, producto estrella de la marca; la súper berlina de lujo Flying Spur y el sub de lujo por excelencia y top ventas de la historia de Bentley, el Bentayga 4×4.  

    Desde la experiencia de Alejandro, que entró a formar parte de la compañía en 2015, en el último año y medio se ha “presenciado la mayor transición de adaptación a marchas forzadas en todos los sectores y en especial en la automoción española”. Y hoy cualquier concesionario con proyección vende coches online y gran parte del proceso lo hace así. La digitalización “ha cambiado los procesos de venta, la filosofía y la cultura de la empresa”, explicaba Alejandro. 

    El año 2020 ha sido duro para la mayoría de los sectores y en el de la automoción especialmente.

    “Pensábamos que lo teníamos todo absolutamente controlado, pero no estábamos preparados”, reconocía el director de marketing. Pero el discurso y la visión se transforman en positividad cuando hablamos de 2021, “nosotros hemos empezado particularmente fuerte”. De hecho en Marbella la compañía ha seguido su expansión,  ampliando hacia Estepona. Sin lugar a dudas, Marbella es una plaza particular y privilegiada, donde confluyen múltiples variantes que no dejan de atraer inversores y talentos a la Costa del Sol. 

    La charla con Alejandro permite conocer la filosofía de una compañía líder en el sector del lujo, que mira el futuro con optimismo y proyección, y dispone de una sólida estrategia de expansión con personal experimentado y cualificado y con la digitalización de los procesos en activo. 

    113 años de experiencia en la automoción europea que ve el futuro desde la integración de nuevas fórmulas de compra y recompra y, por otro lado, en una acelerada transición tecnológica que está encareciendo los precios. Según Alejandro, “se está apostando por la electricidad, por la acumulación energética en baterías de litio y otros componentes, pero el futuro va a ir un poco más allá con la pila de hidrógeno, menos costosa de producir, fácil de gestionar y mantener, aunque difícil de almacenar”. Previsión que concluía atribuyendo a los gurús de la automoción, cuando dicen que “nos vamos a ir directamente a la pila de hidrógeno y esta tecnología híbrida va a ser transicional”.